Si estás buscando un restaurante de carnes a la brasa en Manresa, seguro que te estarás preguntando cuáles son los principales beneficios de consumir carne a la brasa en lugar de cocinada con otros métodos. En este post vamos a contarte por qué la carne cocinada a la brasa resulta tan sabrosa y, a su vez, tan saludable.

Una de las principales ventajas de acudir a un restaurante de carnes a la brasa en Manresa es que la carne, al cocinarse a la parrilla, no necesita más aceites que su propia grasa natural. Asimismo, tampoco necesita condimentos o salsas adicionales que oculten el sabor único de la carne, tan solo un poco de sal y pimienta. Por esto, la carne a la brasa te resultará más ligera que consumirla habiendo sido cocinada con otros métodos, evitando así un aporte calórico que tu cuerpo no necesita.

Además, se trata de una forma relativamente rápida de cocinar la carne si la comparamos con otros métodos de cocción más largos, en los que se pierde la mayor parte de sus nutrientes. Con la brasa, la carne apenas pierde sus vitaminas y minerales, por lo que resultará más beneficiosa para tu organismo.

Cocinar a la brasa es la mejor forma de preparar la carne en lo que a jugosidad se refiere: se consigue que la carne esté jugosa y sabrosa por dentro y, a la vez, crujiente por fuera, lo que potencia su sabor de forma natural, sin necesidad de añadir ningún aditivo. Su aroma y gusto tan característicos se deben, en parte, al humo que las brasas emiten; imposible de conseguir con otros métodos de cocción de la carne.

En Brasería Restaurante Marc te animamos a probar la carne a la brasa, la mejor forma de mantener el sabor natural y todos los beneficios de una buena carne.